fbpx

Arancel del 35% a la varilla no fue consensuado

Honduras.- El incremento de 15% a 35% a la importación de varilla de hierro corrugada de China no fue consensuada por el gobierno de Honduras con los sectores ligados a la construcción.

Así lo manifestó ayer el director ejecutivo de la Cámara Hondureña de la Industria de la Construcción (Chico), Silvio Larios.El entrevistado dijo que las reglas de juego se cambian de manera frecuente en el país y por eso no les extraña esa disposición aprobada por la Secretaría de Desarrollo Económico (SDE).

El aumento del arancel fue adoptado por el gobierno bajo el argumento que “para contrarrestar la desorganización del mercado nacional, se requiere modificar a 35% el derecho arancelario a la importación”.

No obstante, otros sectores consideran la medida como protección a dos empresas -Aceros Alfa y Aceros Centrocaribe-, dedicadas a la producción de varilla corrugada, las que operan en la zona norte del país.La medida fue aprobada para contrarrestar la masiva importación de varilla procedente de China, país que en la actualidad registra una enorme oferta de ese producto por la desaceleración del sector construcción.

El titular de la SDE, Alden Rivera, dijo que el alza al arancel de 15% a 35% es temporal. Larios asegura que con esta disposición, los importadores y ferreteros ganarán menos al aumentar la varilla.

EL HERALDO realizó un monitoreo del comercio de los derivados del acero en varias ferreterías de la capital.Uno de los hallazgos es que la varilla china es más barata que la hondureña, pero de menor calidad.

De acuerdo con el director ejecutivo de la Chico, en Honduras no existen controles o laboratorios para certificar la calidad del producto importado. Agregó que ellos tienen información de la baja calidad de la varilla china.

Otro empresario ligado a la construcción relató que la varilla china presenta problemas al momento de la torsión. Entre los diámetros de varilla corrugada de mayor demanda en el país destacan la de 3/8 (tres octavos), 1/2 (media) y 1/4 (un cuarto).

Los precios de estas presentaciones oscilan entre 175 y 30 lempiras por varilla, en el caso del producto nacional, pero cuando el material es importado de China la diferencia puede ser entre y 25 lempiras, según testimonios de los ferreteros de la capital.

Agregaron que ese diferencial de precio es lo que muchas veces hace que el consumidor se decida por el producto chino y no por el hondureño.

Fuente: http://www.elheraldo.hn/



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.