fbpx

Cemento no llega a las ferreterías

Venezuela.- Aun cuando un barco con 18 mil 912 sacos llegó a suelo margariteño este martes 28 de mayo, los insulares continúan buscando en los establecimientos sin tener suerte. Comercio desmiente que unidades decomisadas por Desur serían utilizadas para venderse con sobreprecio.En recorrido realizado por las ferreterías insulares ubicadas en la avenida 31 de Julio el cemento brilla por su ausencia.

Cabe destacar que en la mañana del martes 28 de mayo llegó un buque con 394 paletas de cemento con 48 sacos cada una, esto equivale a 18 mil 912 unidades de este material vital para la construcción.

La población de Antolín del Campo, muchas veces debe pernoctar en los establecimientos cuando “les soplan” que llegará el material.

Ismael Ordaz, encargado de Ferremateriales La Santísima Cruz, señaló que el despacho no es constante, pueden pasar dos y tres semanas sin cemento.

Asimismo indicó que le mandan entre seis y ocho paletas la semana que llega el material, lo cual es insuficiente para satisfacer la demanda. En el 2012 recibían cargas todos los días, después bajó a tres veces por semana y ahora muchas veces no saben cuándo llegará.

A su juicio el cemento se despacha dando prioridad a la Misión Vivienda y esto también merma los insumos en los establecimientos.

Maribí Escala, encargada de Ferretería 3E Materiales C.A, explicó con detenimiento los pasos que deben seguir para comprar cemento. “Se debe hacer el pedido dos semanas antes a Cemex Veenzuela, a ver si a ellos les da la gana de despachar. Debes depositar con 72 horas de antelación, cuando llega nos notifican y nosotros enviamos nuestro transporte para buscar el cemento”, detalló.

Desmintió que los 288 sacos de cemento decomisados por el Destacamento de Seguridad Urbana (Desur) iban a ser usados para venderse a sobreprecio.

“Me molesta que nos traten como  contrabandistas.  Fueron tres paletas es decir 144 sacos y no 288 y éstos iban a ser despachados a nuestros clientes previa cancelación a precio regulado de 30 bolívares”, apuntó Escala, quien se encontraba esperando al Indepabis para esclarecer la situación y poder vender el cemento a la población que se encontraba afuera, a tres sacos por persona.

“Estoy aquí desde la siete de la mañana, es difícil conseguir el cemento y debo terminar el porche de mi casa y más ahora con las lluvias”, expresó la señora Alida Marcano.

Los mismos trabajadores de la empresa contaron que el galpón es utilizado por la Misión Vivienda para guardar sus materiales, es por ello que piden a las autoridades que verifiquen antes de emitir comunicados de prensa.

Fuente: http://www.elsoldemargarita.com.ve



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.